Así fueron las últimas horas de Benedicto XVI según su secretario personal

por -
Benedicto XVI
Créditos: Flickr.

El arzobispo Georg Gänswein, Prefecto de la Casa Pontificia y secretario particular primero del cardenal Joseph Ratzinger y después de Benedicto XVI, comentó en Radio Vaticano cómo fueron los últimos momentos del Papa Emérito antes de fallecer.

Así fueron las últimas horas de Benedicto XVI según su secretario personal

Gänswein relató que los días previos al fallecimiento de Benedicto, mientras estaba convaleciente, rezó junto a él en la mañana.

“Normalmente, rezábamos las alabanzas delante de su cama: también aquella mañana -la del 31 de diciembre- le dije al Santo Padre: ‘Hagamos como ayer: yo rezo en voz alta y ud se une espiritualmente’“, dijo el arzobispo.

“Ya no le era posible rezar en voz alta, estaba realmente cansado. Allí sólo abrió un poco los ojos -había entendido la pregunta- y asintió con la cabeza. Así que empecé”, recuerdó.

Poco después esa misma mañana su cuadro empeoró severamente. “Hacia las 8 empezó a respirar cada vez con más dificultad. Había allí dos médicos -el Dr. Polisca y un reanimador- y me dijeron: ‘Tememos que ha llegado el momento que tenga que soportar su última lucha en la tierra'”.

Mientras el Papa Emérito estaba atravesando sus últimos momentos en esta vida, Gänswein y los allí presentes comenzaron a rezar.

En ese momento estaba lúcido. Yo había preparado de antemano las oraciones de acompañamiento para el moribundo, y rezamos durante unos 15 minutos, todos juntos, mientras Benedicto XVI respiraba cada vez con más dificultad”, expresó el arzobispo.

Y finalmente llegó el momento en que Benedicto partió a la Casa del Padre. “Estábamos allí, cada uno ha rezado en silencio, y a las 9.34 horas exhaló su último suspiro. Luego continuamos las oraciones ya no por los moribundos sino por los muertos. Y concluimos cantando ‘Alma Redemptoris Mater’.

Murió en la octava de Navidad, su tiempo litúrgico favorito“, señaló Gänswein.

“No oí sus últimas palabras con mis propios oídos, pero la noche antes de su muerte las oyó uno de los enfermeros que estaba de guardia. Hacia las tres: ‘Señor, te amo‘. El enfermero me lo dijo por la mañana nada más llegar a la habitación, fueron las últimas palabras que realmente comprensibles“, subrayó el arzobispo.

¡Dale Señor el descanso eterno!

Este artículo fue adaptado de Vatican News.

Síguenos también en:

Telegram
Instagram
Twitter

[Ver: El comentario de Benedicto XVI sobre el fin de su vida que emocionó a un arzobispo]

[Ver: Las frases y pensamientos que Benedicto XVI nos dejó a todos los católicos]

Compartir:

Comentarios

comentarios

¿The gusta ChurchPOP?

Recibe nuestro contenido inspirador en tu bandeja de entrada cada mañana, ¡GRATIS!

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.