4 efectivas oraciones a San Antonio de Padua para solicitar su ayuda en su día

por -
Oraciones a San Antonio de Padua
Créditos: Wikipedia / Gime Salvatelli vía Cathopic

Los santos interceden por nosotros ante el trono de Dios, por eso te compartimos 4 efectivas oraciones a San Antonio de Padua para solicitar su ayuda en diferentes situaciones de tu vida.

A san Antonio se lo conoce como “el milagroso”, no solo por los asombrosos prodigios que Dios obró a través de este santo sino por la forma en que encarnó el Evangelio y lo llevó a los demás. Se lo conoce por sus grandes sermones y el poder para ablandar los corazones más endurecidos.

En el siguiente artículo encontrarás oraciones a San Antonio de Padua para encontrar cosas perdidas, para fortalecer el matrimonio o cuidar a tu famila, por la salud de algún enfermo o sencillamente por un pedido de una gracia especial.

Estas son 4 efectivas oraciones a San Antonio de Padua

“Ayúdame a encontrar”

Glorioso San Antonio, has ejercido el poder divino para encontrar lo que se perdió. Ayúdame a recuperar la gracia de Dios y hazme celoso a Su servicio y en la práctica de vivir las virtudes. Déjame encontrar lo que he perdido, mostrándome así la presencia de tu bondad.

(Padre Nuestro, Ave María, Gloria)

Antonio, glorioso siervo de Dios, famoso por tus méritos y poderosos milagros, ayúdanos a encontrar lo que se perdió. Danos tu ayuda en tiempos de tentación; e ilumina nuestras mentes al buscar la voluntad de Dios. Ayúdanos a encontrar nuevamente la vida de gracia, que nuestro pecado destruyó, y llévanos a la posesión de la gloria que nos prometió el Salvador. Te lo pedimos por Cristo nuestro Señor. Amén.

Oración para la protección del matrimonio y la familia

Querido San Antonio, bendice y protege a mi familia; mantennos unidos en el amor, sostenidos en en nuestras necesidades diarias y a salvo del mal.

Bendíceme a mí y a mi esposo (mi esposa): ayúdanos a vivir con dignidad a través de los frutos de nuestro trabajo para que podamos tener la oportunidad de criar y educar a los hijos que el Señor nos ha dado.

Bendice a nuestros hijos: mantenlos sanos y ansiosos por la bondad, ayúdalos a estudiar y no permitas que pierdan su fe y su pureza en medio de las muchas ocasiones del mal en la vida cotidiana.

Ayúdanos a comprender a nuestros hijos y guiarlos a través de nuestras palabras y nuestro ejemplo para que siempre aspiren a los ideales más nobles de la vida y puedan implementar su vocación humana y cristiana. Amén

Para una persona enferma

Querido San Antonio, siempre has ayudado a quienes te invocaron. Rezo fervientemente por una persona enferma tan querida para mí.

Te ruego que obtengas para él / ella el don de la curación, o al menos que alivie su dolor y encuentre dentro de él / ella la fuerza para ofrecer esas tribulaciones al Señor en unión con la Pasión de Cristo.

Tú, que en tu vida terrenal fuiste amigo del sufrimiento y lo remediaste con tu profunda caridad y tu don de milagros, quédate cerca de nosotros a través de tu protección, consuela a nuestros corazones y convierte nuestro sufrimiento físico y mental en una fuente de mérito para la vida eterna. Amén

Para obtener una gracia especial

Solicitud:

Admirable San Antonio, tan glorioso por tus milagros y por el favor que Jesús te mostró al venir convertido del Divino Niño para descansar en tus brazos, obtenen de Su bondad la gracia que anhelo dentro de mi corazón.

Tú, tan compasivo con los pobres pecadores, no prestes atención a mis defectos, sino a la gloria de Dios que una vez más será exaltada por ti y a mi salvación eterna, no separada de la petición que ahora estoy haciendo con seriedad.

(Diga la gracia que reside en su corazón)

Deja que mi amor y caridad hacia los pobres sean una muestra de mi gratitud. Que se me otorgue la gracia de entrar al cielo con ellos a través de tu intercesión por la gracia de Jesús el Redentor. Amén

Acción de gracias:

Glorioso y milagroso trabajador, padre de los pobres, tú que descubriste milagrosamente el corazón de un avaro dentro de un cofre de oro, el gran regalo de tu corazón siempre se volvió hacia los pobres y oprimidos; Tú, que ofreciste al Señor mis súplicas que, por tu intercesión, siempre han sido respondidas, acepta como muestra de mi gratitud la oferta que pongo a tus pies.

Ayuda a los que sufren como yo; acude rápido para ayudar a aquellos que necesitan apoyo en sus necesidades terrenales y especialmente espirituales, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Recuerda que puedes utilizar estas oraciones a San Antonio de Padua en cualquier momento.

¡San Antonio de Padua, ruega por nosotros!

Fuente: www.santantonio.org

[Ver: La oración a san Juan Pablo II para la bendición de las familias]

[Ver: Exorcista revela lo que el demonio más detesta del matrimonio]

Compartir:

Comentarios

comentarios