Guayaquil abre su primer panteón para niños no nacidos en un cementerio

Ecuatorianos se unen a las diferentes iniciativas que hay en el mundo para darle un espacio a los niños abortados en las conciencias de las personas. El 5 de noviembre, en Guayaquil, se inauguró el primer panteón de la ciudad para enterrar a los niños no nacidos.

“Bebés en los Corazones de Jesús y María”

Según ACI Prensa, la inauguración y la bendición de dicho pabellón de 24 nichos se dio en el Cementerio Metropolitano. Es una iniciativa gratuita promovida por la asociación “Bebés en los Corazones de Jesús y María” (BCJM), en colaboración con la Arquidiócesis de Guayaquil y la Junta de Caridad. 

La subdirectora del BCJM, Estela Zea de Furlato, indicó en una entrevista a ACI Prensa que la iniciativa nació por motivos personales de la directora de su movimiento, María Cecilia Lasso, quien pidió un nicho en ese cementerio. Gracias a sus contactos, y a la bondad de su idea, este nicho se multiplicó e inició la idea del panteón. 

Créditos: Marianella Viteri

Dolor imposible de Aplacar

El Arzobispo de Guayaquil, Monseñor Luis Cabrera, dio una Misa el día de la inauguración, donde participaron unos 200 fieles. 

El Obispo indicó que perder un hijo es “un dolor que es imposible aplacarlo con palabras humanas, sólo la presencia de Dios es capaz de llegar a lo más profundo para llenar con ese bálsamo de paz, de esperanza”.

Según Zea, entre los fieles presentes se acercó a ella ese día una persona de 83 años. Buscaba nicho para sus 4 hijos abortados, quizás uno de los primeros cambios de mentalidad entre los presentes con respecto al aborto.  

Compartir:

Comentarios

comentarios