Fraile capuchino y milennial convierte al internet en su nuevo “púlpito”

Imagen referencial. Fuente: Pxhere

Fray Luis Antonio Salazar es un fraile capuchino de 34 años, ingresó a la orden de los frailes menores a los 18, en el año 2003, y lleva 5 años como sacerdote.  Actualmente es párroco de la iglesia Nuestra Señoras de Chiquinquirá, en Caracas, Venezuela.

Este sacerdote generó noticia en las redes por sus páginas en Facebook e Instagram, las cuales se vuelven cada vez más virales, gracias a sus contenidos apostólicos, divertidos y fáciles de comprender.

Hoy en día, su página de Instagram tiene más de 100 mil seguidores, y más de 7 mil 700 likes en la de Facebook. 

“Nuevo púlpito”

En una entrevista con ACI Prensa, indicó que cada día está más convencido de que las tecnologías y las nuevas formas de comunicación hacen que el internet sean el “nuevo púlpito de la Iglesia”.

Es por esto que este sacerdote llena sus páginas de videos breves con lenguaje cercano, y que tienen el objetivo de explicar el Evangelio y la Doctrina de la Iglesia Católica. 

Celebramos hoy la solemnidad de Pentecostés… cuando el Espíritu Santo se posa sobre los apóstoles y la Virgen María para fundar la iglesia y darle valentía de anunciar el mensaje de Jesucristo a todas las naciones… •#Dios #Capuchinos #pazybien #VIVIRELEVANGELIO #sacerdote #Espíritu #santo #pentecostés #catolico #Iglesia #Vzla #Caracas•Cámara y Edición @_nova87

Posted by Fray Luis Antonio Salazar on Saturday, June 8, 2019

Obra del Espíritu Santo

En dicha entrevista, Fray Luis indicó:

Empezamos de una manera muy rudimentaria, con poca luz e incluso con un audio de no tan buena calidad. Sin embargo, esto le empezó a gustar a la gente y nos aportaban cómo mejorar en cada edición de ‘Vivir el Evangelio’. Había feedback con las personas”.

Asimismo, ve en todos los detalles del proyecto al Espíritu Santo. Detalles como personas que comparten sus contenidos, ya que este les ayuda en su fe, o por aquellos que le ayudaron en la construcción de la página.

Por ejemplo, recordó que esta tuvo un gran impulso cuando un estudiante de comunicaciones sociales, miembro de la juventud franciscana de su parroquia, le ofreció trabajar en su cuenta de Instagram.

Tenemos que entender que este es el nuevo púlpito de la Iglesia. Yo siento que esta es nuestra parroquia digital, por medio del cual nosotros también estamos evangelizando y predicando a Cristo”, reflexionó.

Compartir:

Comentarios

comentarios