Así fue como el Padre Sam se salvó de haber sido abortado

El Padre Sam publicó el día de ayer un video donde narró un momento de su vida muy personal y de mucha gratitud: él se salvó de haber sido abortado.

El sacerdote narró en el video que su madre, María Helena Amaya, y su padre, Catalino Bonilla, tuvieron 10 hijos antes que él. De los cuales 3 murieron al nacer debido a complicaciones en el parto. Él comentó que todos los alumbramientos sucedieron en casa, debido a problemas económicos y la distancia con el hospital.

Cuando María Helena quedó embarazada del Padre Sam, ella tenía 46 años de edad. Cuando se acercó al hospital más cercano para su chequeo médico, el especialista que la atendió la regañó de tal manera que hasta el día de hoy lo recuerda.

Este le llamó la atención por haber quedado embarazada con avanzada edad. Le dijo que debido a esto no podría gestar correctamente al niño, y que lo mejor es abortarlo. María Helena, con valentía, decidió desobedecerlo y seguir con el embarazo.

A pesar de las complicaciones esperadas, el Padre Sam nació en casa sano y salvo. Gracias a la decisión valiente de su madre, ahora él puede servir a Dios como Sacerdote y dar la Eucaristía a sus fieles.

Aquí podrás escuchar el testimonio completo del sacerdote:

Compartir:

Comentarios

comentarios