¿Realmente tenemos que ir a Misa todos los domingos?

Domingos
Créditos: Cathopic.

¿Realmente tenemos que ir a misa todos los domingos? ¿Cuántas veces nos hemos hecho nosotros también esta pregunta? La respuesta corta es “Obviamente sí”, ¡pero uCatholic nos ofrece 3 razones bien definidas para cruzar el umbral de nuestra Iglesia cada semana!

¿Realmente tenemos que ir a Misa todos los domingos?

1. Dios nos dice que lo hagamos

Esta primera razón puede no parecer muy inspiradora. Dios lo ordena, ¿entonces solo tenemos que obedecer? En realidad, no estamos hablando de obediencia servil. ¡Cada mandamiento que Dios ha dado está diseñado para ayudarnos a vivir una vida que verdaderamente nos haga felices!

Cuando vamos a Misa los domingos recibimos toneladas de gracias que nos ayudan a sobrellevar el estrés diario, superar los vicios y acercarnos a Dios”. La Última Cena también decía: “Haced esto en memoria mía”. La Eucaristía para la Iglesia es “fuente y cumbre de la vida cristiana”, cuando recibimos la Eucaristía, recibimos al mismo Jesús. ¡Y es un regalo increíble!

2. Estamos hechos para esto

Fuiste creado por Dios para conocerlo y amarlo, pero no solo. Porque eres humano, estás hecho para la comunidad. Todos naturalmente queremos tener algún tipo de conexión con los demás. Así nos creó Dios.

Y porque eres bautizado, eres miembro del Cuerpo de Cristo. Todos pertenecemos juntos a Cristo. Por lo tanto, no solo estamos hechos para orar a Dios individualmente, estamos hechos para orar juntos. Y eso es lo que hacemos todos los domingos en Misa: vivimos como el Cuerpo de Cristo.

3. La Misa nos prepara para el Cielo

Sería extraño que aparecieras en la casa de alguien y esperaras que te dejaran vivir allí, especialmente si no estás listo para vivir con ellos y ni siquiera los conoces muy bien. Del mismo modo, sería extraño (y triste) que aparecieras en la puerta del Cielo esperando entrar, pero no estás realmente preparado para vivir allí.

Los domingos en la Misa tienes una idea de cómo es el ParadisoAhora no te asustes, eso no significa que el cielo estará lleno de bebés que lloran y quizás música de iglesia menos que estelar. Significa que en el Cielo, todos los Ángeles y Santos están alabando a Dios. Cantemos “Santo, Santo, Santo” junto con los Ángeles y Santos. Escuchamos la Palabra de Dios que nos habla. Recibimos a Cristo en la Eucaristía, una muestra de permanecer con Él para siempre en el Cielo.

¡Ya puedes ir a Misa cada domingo con más ganas!

Síguenos también en:

Telegram
Instagram
Twitter

[Ver: Pastor Evangélico y toda su Iglesia rezan la Consagración al Sagrado Corazón de Jesús]

[Ver: ¿Sabías que se conserva el anillo de bodas de la Virgen María? Así fue su descubrimiento]

Compartir:

Comentarios

comentarios

¿The gusta ChurchPOP?

Recibe nuestro contenido inspirador en tu bandeja de entrada cada mañana, ¡GRATIS!

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.