el Santísimo brilla mientras fieles oran.